Monasterio de Leyre en Navarra ~ PhotoViajeros - Los relatos de mis Viajes, Rutas y Escapadas

Monasterio de Leyre en Navarra

A los pies de la sierra de Errando y asomándose al embalse de Yesa justo en el límite con la comunidad aragonesa, se encuentra otra de las joyas del románico con la que la comunidad foral de Navarra nos obsequia.

Se trata de un monasterio cuyos orígenes se encuentran anclados en la baja edad media, lugar de paso del Camino de Santiago y tumba de los primeros reyes navarros.

Monasterio de Leyre


Los primeros textos en los que se recoge la existencia de un monasterio benedictino en este lugar datan del siglo IX, aunque el edificio originario fue destruido por las tropas musulmanas durante su conquista de la península ibérica.
Bajo el reinado de Sancho III el Mayor (finales del siglo X) tanto la iglesia como el monasterio fueron reconstruidos, pero hubo que esperar a la llegada de los monjes cistercienses en el siglo XIII para que éste monasterio viviese su época de mayor esplendor.

Nosotros comenzamos la visita por el exterior, desde dónde se puede contemplar perfectamente el ábside de la iglesia formado por tres naves, que junto a la torre, forman un conjunto realmente interesante.

Monasterio de Leyre

Otro de los puntos fuertes de la visita a este monasterio es poder contemplar la Porta Speciosa o puerta preciosa, en la que se dice que trabajó el autor de la puerta de las Platerías de la Catedral de Santiago de Compostela.

En ella se puede observar una rica decoración cargada de figuras y símbolos.
En el Tímpano, la parte situada sobre la puerta, nos encontramos la figura de "el Salvador" (que da nombre al monasterio) rodeado por otras 6 figuras que representan a la Virgen María, San Pedro, San Juan y otros dos evangelistas que no han podido ser identificados.
Tanto el friso como las tres columnas situadas a cada lado de la puerta están decorados con motivos vegetales y animales, así como otros seres fantásticos que simbolizan el bien y el mal.

Monasterio de Leyre

A la derecha de la Porta Speciosa se encuentra el nuevo monasterio, construido a mediados del siglo XVI junto a la pared sur de la iglesia y prácticamente colgado de la montaña sobre el valle del río Aragón.

Monasterio de Leyre

A la izquierda de esta puerta se intuye el patio de la hospedería...

Monasterio de Leyre

...ubicado en el mismo lugar donde antiguamente se alzaba el claustro románico del antiguo monasterio medieval, que actualmente alberga un Hotel-hospedería y un restaurante.

Monasterio de Leyre

En la pared de enfrente destacan la puerta de acceso a la iglesia y el único arbotante gótico que se ha podido conservar intacto.

Monasterio de Leyre

Tras el recorrido exterior, volvimos a la taquilla para comprar la entrada (2,75€) y comenzar la visita al interior del Monasterio de Leyre.
En primer lugar visitamos la iglesia, dónde se pueden distinguir perfectamente los diferentes estilos arquitectónicos heredados tanto del templo original como de las consecutivas ampliaciones.

Del románico se conserva el ábside y la nave principal, con gruesos y toscos muros que soportan arcos de medio punto, mientras que del gótico, lo más destacado es la bóveda de crucería con sus características nervaduras.
Todo este sobrio interior aparece presidido por la imagen de Santa María de Leyre y una talla de Cristo crucificado que data del siglo XIV.
Varias capillas rematan este conjunto en el que no podéis dejar de visitar el panteón de los reyes de Navarra.

Para terminar la visita descendimos un nivel hasta la magnífica cripta románica consagrada en el 1057 y que está situada bajo la iglesia y el antiguo monasterio.
La imagen al acceder a la cripta es asombrosa. Un auténtico bosque de columnas, arcos y capiteles se despliega ante nosotros a lo largo de las cinco naves que la conforman.

Monasterio de Leyre

A lo largo de los siglos ha tenido diversos usos, que van desde almacén o despensa de los monjes hasta refugio de pastores y peregrinos durante la época en que el monasterio estuvo abandonado tras la desamortización de Mendizábal.

Antes de salir de nuevo a la superficie echamos un vistazo al túnel de San Virila, que antaño comunicaba la cripta con el exterior pero que actualmente permanece cerrado con una verja porque comunica con el nuevo monasterio. Al final del túnel, una imagen que representa a un abad del siglo X llamado San Virila nos sirve para poner punto y final a este interesante recorrido por el monasterio de Leyre, una joya del románico y lugar de suma importancia en la historia del Reino de Navarra.

Tenéis más información sobre el monasterio de San Salvador de Leyre, sus horarios de visita y el precio actualizado de la entrada en su web oficial.

Podéis calcular la mejor ruta en coche hasta el monasterio de Leyre a través del siguiente enlace a google maps, dónde únicamente tendréis que escribir vuestro punto de partida en el recuadro situado en la parte superior izquierda:
Como llegar hasta el monasterio de Leyre desde cualquier lugar

0 comentarios:

Publicar un comentario

¿Quieres dejar un comentario?

Si tienes más datos relacionados con este artículo o quieres compartir tu propia experiencia, deja un comentario para que el resto de visitantes pueda leerlo.

Por favor, procura que tus comentarios no sean promocionales (spam o publicidad),ilegales u ofensivos, ya que de lo contrario serán eliminados.